Hostium Blog

¿Qué tipos de hosting existen?

¿Necesitas un servicio de hosting? Aunque este término parezca intimidante a primera vista, no lo es. Aprende de forma rápida y sencilla a identificar los diferentes tipos de hosting que existen. ¿Tienes dudas sobre la función de cada uno? En este artículo te responderemos todas las preguntas claves que debes saber antes de escoger este servicio para tu proyecto.

¿Qué es un servicio de hosting?

Antes de poder profundizar en este tema es importante que sepamos qué es el servicio de hosting. Cuando hablamos de este término se hace referencia a un servicio en línea que le va a permitir a los usuarios publicar una página o aplicación web en Internet.

Para hacerlo más sencillo, cuando un usuario se registra dentro de un servicio de hosting, está alquilando un espacio dentro de un servidor. Es en este lugar donde se guardarán todos los datos y archivos que se requieren para que una web pueda funcionar de forma correcta.

¿Te preguntas cómo funciona exactamente? Para explicarlo con más detalle, podemos decir que un servidor es una computadora física que va a funcionar de forma ininterrumpida para que una página web se encuentre disponible todo el tiempo. ¿El fin? Que el sitio web pueda ser usado y navegado todo el tiempo por cualquier persona que así lo quiera.

El proveedor del servicio hosting también será el responsable de que el servidor esté en funcionamiento. Al mismo tiempo se encargará de proteger la página web que se aloja con ellos de cualquier ataque malicioso, así como de transferir el contenido del sitio, como imágenes, textos, etc., desde el servidor hasta los navegadores de los visitantes.

¿Cuándo se necesita un servicio de hosting?

El servicio hosting es muy necesario una vez que se tiene un sitio web. Luego de la creación del dominio los usuarios deberán encontrar una empresa proveedora de este servicio. Esta empresa será la que almacenará todos los medios, archivos y bases de datos en el servidor. ¿El resultado? Cada vez que alguien escriba un dominio en su barra de búsqueda, el servidor le transferirá todos los archivos que se necesitan para que se pueda ver la información completa de la página. 

Es precisamente por este punto que es importante escoger un plan de hosting que pueda adaptarse a las necesidades que tenga cada proyecto. Lo que nos lleva al siguiente punto: ¿cómo elegir el tipo de hosting que se necesita según la página web?

¿Cuáles son los tipos de hosting que existen?

¿Quieres tener un blog personal, un ecommerce o necesitas un servidor para tu empresa? Entonces este punto te interesa. La mayoría de los proveedores de hosting ofrecen distintos servicios para poder satisfacer las necesidades que tienen sus clientes. En general, estas son las opciones más comunes que encontrarás:

Hosting compartido

Este tipo de hosting es ideal para compartir el servidor con otras páginas web, estas pueden ser tuyas o de terceros. Es una de las opciones con mayor demanda debido a que es de los servicios más básicos y económicos que hay en el mercado. La razón se debe a que los costos del servidor se comparten entre diferentes páginas web. Cada una de las personas que comparten el alojamiento cuenta con una porción de los recursos totales del servidor.

Ventajas

  • Opción económica.
  • Fácil de configurar y mantener.
  • Servidor preconfigurado.

Desventajas

  • De haber un problema con algún proyecto alojado, se pueden afectar al resto.
  • Es menos flexible que otras opciones.
  • La velocidad puede ser más lenta.
  • El servicio hosting compartido es una buena opción para empresas pequeñas o blogs personales

Hosting virtual (VPS)

A este servicio de hosting también se le puede conocer como Virtual Private Server. Con esta opción lo que sucede es una división de un servidor en diferentes entidades virtuales que están separadas, por lo que se crean espacios virtuales que son independientes y que cuentan con su propio sistema operativo para el alojamiento de proyectos. De esta forma, cada usuario puede tener acceso a sus propios recursos y configurarlos según lo necesite.

Ventajas

  • Más flexibilidad y acceso.
  • Si un proyecto tiene problemas, el resto no se afecta.
  • Alternativa económica al compararlo con el hosting dedicado.

Desventajas

  • No se dispone de todos los recursos del servidor.
  • Cuesta más que un hosting compartido.
  • Se requiere de cierto conocimiento para su configuración y uso.

Hosting dedicado

Este es un servicio de hosting exclusivo para un usuario. Con esta opción se tienen a disposición todos los recursos del servidor. Además, se cuenta con acceso al hardware y software del servidor, por lo que se puede adecuar a las necesidades de un proyecto específico.

Ventajas

  • Flexible y de fácil acceso.
  • Más recursos disponibles.
  • Seguros.

Desventajas

  • Su costo puede ser caro.
  • Es difícil de configurar y mantener.

Hosting wordpress

Esta es otra de las opciones más populares que existen. El hosting wordpress es un hosting compartido, creado por los mismos propietarios de la plataforma WordPress. Su servidor está configurado para su página y el sitio cuenta con plugins preinstalados para las tareas más básicas, como el almacenamiento en caché y seguridad.

Ventajas

  • Apto para principiantes.
  • Bajo costo.
  • Instalación de WordPress con tan solo un clic.
  • Buen desempeño en sitios WordPress.
  • Plantillas y plugins preinstalados.

Desventajas

  • De querer alojar otra web que no sea WordPress, será un problema en el servidor.

Hosting elástico (Elastic Cloud // Elastic Sites)

El hosting elástico les permite a las páginas web crecer sin ningún tipo de limitaciones de espacio, transferencia de datos, memoria, procesador, etc. En resumen, se adapta a las necesidades del cliente. Precisamente a esta ventaja hace referencia su nombre, es recomendable para los proyectos que están continuamente en crecimiento.

Con el hosting elástico se obtienen los recursos de memoria y procesamiento que necesita exactamente un sitio web, se podría comparar con el virtual (VPS) o dedicado, la gran diferencia se centra en que este es gestionado por profesionales, como el hosting compartido.

A medida que se aumenta el tráfico en un portal web y las necesidades del proyecto sean diferentes, se puede ir aumentando el procesador y la memoria según se requiera, permitiendo que se pueda contratar una mayor capacidad en cualquier momento para que se garantice la experiencia de los usuarios.

Ventajas

  • Ideal para los negocios que recién empiezan.
  • Seguro y estable
  • Es económico, en comparación con otras opciones.

Desventajas

  • No es configurable.
  • Solo se pueden instalar los softwares que ofrezca el proveedor. 

Conclusión

Como descubriste en este artículo, el servicio hosting es importante si quieres publicar una página web, una tienda en línea o cualquier otro proyecto en Internet. ¿Quieres saber más sobre los tipos de hosting que existen? En Hostium podemos ayudarte. Contáctanos y te ayudaremos a identificar cuál servicio deberías escoger.

¡Bienvenido a Hostium! 

Manifesto Zone es ahora Hostium

Cambia el nombre porque evolucionamos y queremos que crezcas junto a nosotros.
El servicio que contrataste seguirá igual, aunque podrás ver que tienes más opciones para enriquecer tu experiencia.
¿Dudas? ¡Escríbenos! 
close-link